El Hombre Que Hace Esto Por Ti En Verdad Te Ama…

comparte nuestro articulo

Un pilar fundamental para cualquier persona en su vida, es el amor.

Para muchos es el sentimiento más grande e importante que se puede encontrar, ya sea en un hijo, en un hermano, en un amigo o en una pareja. Cuando hablamos del amor en pareja es importante que este sea reciproco, ya que sino se puede volver muy peligroso. Lamentablemente hay hombres o mujeres que por amar demasiado a la otra persona, no ven que a ella o él no le importan tanto, y tan sólo los tienen a su lado para beneficios propios, como regalos, momentos de desquite y nada más.

Muchas veces se utiliza en la pareja una frase muy conocida, “contigo no necesito nada”, es importante que quienes dicen esto, sepan comprender que es solo un decir y que no hay que caer en la creencia total de esta frase. Cuando la felicidad de una persona depende única y exclusivamente de su pareja, puede traer muchos problemas. Esto te puede llevar a creer que tu felicidad depende de esa persona con la que estas y no de ti mismo, así mismo en un tiempo te vuelves dependiente y incompleto. Creas un circulo donde crees que tu y tu pareja se complementan, como si fuera un amor de prótesis cosa que realmente no está bien.

¿Sabes porqué?
1)- Realmente no esta bien porque dejas toda tu esencia bajo alguien que te dice amar bajo cualquier precio, sin valor como persona, sin autoestima, y sin ningún tipo de dignidad.

2)- Si esa persona con la que estas dice amarte y esa persona esta consciente esto, es que no te ama tanto como dice o lo crees ciegamente.

3)- Una persona que realmente te ama, tiene que hacerte sentir bien, segura de ti misma, apoyarte en tus proyectos o sueños, remarcar tus virtudes y aliviaran tus defectos.

Podrán ver las cuestiones que hace un verdadero hombre que no te ama, pequeños detalles para abrir la mente y darse cuenta con quien estas al lado realmente. Esto ayudo a muchas personas a poder liberarse de relaciones que no hace tan bien como uno piensa, muchas veces es más grande la costumbre y el medio al cambio, que el amor en si.
Si estás con una persona que duda amarte, que pone excusas o pide tiempos, no puede amarte como seguramente mereces y deseas. El amor cuando llega no crea dudas; y la persona que desea amar, hace de todo, menos dudar tanto.

Si estás en una relación en la que terminas sometiendo tus principios y tu dignidad hasta límites que no mereces, ten por seguro, que estás errando en tu vida amorosa, ya que el amor no se puede mendigar y dejar todo por una persona hasta dichos terrenos fangosos y opacos. Hasta al cuello, hundido y perdido por una persona.

Primero, no está bien porque te dejas la esencia y persona bajo el consuelo afectivo que alguien te genera a cualquier precio, sin valor personal, sin autoestima y sin dignidad.

Y segundo porque si estás con persona que dice amarte y dicha persona consiente esto, es porque no te ama tanto cómo te dice o crees ciegamente. Si sufres y lo permite, no te ama.

El amor de verdad es semejante, equilibrado, tú das y recibes. No es para nada incondicional. Cuando hablamos de amor de pareja, no hablamos de amor universal, o humanitario, o de un amor de madre a hijo que sí puedes ser incondicional. Pero tú no eres la madre de tu pareja ni un místico con fines benéficos capaz de entregar su vida a la pobreza o las injusticias de la sociedad. No eres “Vicens Ferrer”

El amor debe ser parejito y bonito. Das amor, recibes amor y cariño. Das fidelidad y recibes fidelidad. Das comprensión y recibes escucha. Das “9” recibes “8”. No “0” o un miserable “2”. Debe haber justicia e igualdad.

Tú lo puede sentir si estás viviendo esto, y para nada debes permitir semejante barbaridad. Mejor sal corriendo, vive el luto de dicho amor y saldrás con la victoria. Debes ser merecido y merecer para ser feliz en el amor, así que si permites lo contrario no serás feliz. Es muy difícil, tarde o temprano te hartarás de estar así y caerás en una tristeza y frustración constante, porque no ser amado es un desastre. La indiferencia puede matar a alguien.

Busca tu propia realidad. Esa realidad que sabes que será bonita para ti.
Aunque duela dar el paso, será peor estar como estás y tarde o temprano agradecerás haber tomado la decisión de haberte alejado de la indiferencia y de la indignidad que un supuesto amor afectivo te ha dado.

¿Y tú que opinas? Deja tu comentario